Workaway, trabajar de voluntario y viajar por todo el mundo

Hasta ahora hemos estado viendo algunas páginas con información sobre cómo convertirnos «oficialmente» en voluntarios, con todas las de la ley, por cauces administrativos y a través de un sistema público de organizaciones coordinadas por las agencias de juventud de los diferentes países, especialmente europeos. Pero como ya sabréis de sobra, estos cauces «burocráticos» suelen ser mucho más lentos y exasperantes. ¿No sería posible tener mayor libertad en nuestra aventura como voluntarios? ¿Poder viajar adonde queramos, por libre, y encontrar sitios donde alojarnos a cambio de ayudar en las tareas cotidianas? Pues lo hay, y uno de sus mayores exponentes es la plataforma Workaway.

Workaway es una plataforma cibernética que lleva funcionando desde hace años con una misión muy simple: poner en contacto a personas que buscan voluntarios para que les ayuden en determinadas tareas a cambio de alojamiento y comida, y a personas que quieren viajar y conocer nuevos lugares sin tener que pagar por alojarse y comer. Workaway sirve como plataforma de relación de estos dos sectores que se simbionizan en esta página. Gracias a Workaway, cualquier persona del mundo puede viajar como voluntario a otros países y estar en ellos, ayudando a su anfitrión en determinados trabajos a cambio de alojamiento y comidas, o solo de alojamiento, dependiendo de lo que cada cual pida u ofrezca.

Es una vuelta a la antigua usanza del trueque, dar algo a cambio de algo. Nuestra generación está acostumbrada a trabajar para conseguir dinero, y con ese dinero, pagar todas nuestras facturas y poco más, ya que a estas alturas nuestros sueldos no son precisamente altos. Ese concepto de trabajar para poder sobrevivir está tan metido en nuestra cabeza que no podemos ver más allá, buscando alternativas. Nuestra vida parece estar ya preparada desde que somos unos críos. Primero estudiar, luego sacarse un título superior, encontrar trabajo y a partir de aquí formar una familia.

Muchos jóvenes han perdido la mejor parte de sus vidas, la juventud, metidos en ese progreso sin sentido, sin siquiera saber de qué querían trabajar, o sin gustarles en absoluto aquello que estudiaban, pero obligados a hacerlo porque era lo que iba a darles de comer el día de mañana. Y no hay alternativa, hemos de seguir los pasos que nos van marcando. Esto ha provocado que la infelicidad crezca en el interior de nuestra sociedad, donde la mayoría trabaja en algo que detesta, y por consiguiente, realiza su trabajo con desgana, lo que resta productividad.

Pero hay otras formas de vivir, hay alternativas para salirnos de esa carrera continua y aprender, conocer el mundo a nuestro ritmo, y de la forma en que creamos que es más oportuna. Para todos aquellos que sueñan con viajar, conocer nuevos países, otras culturas, tener nuevas visiones de la vida, aprender idiomas… Workaway es una magnífica solución que pone a nuestra disposición multitud de destinos para viajar, en los que nos ofrecerán alojamiento y en ocasiones comida a cambio de realizar determinados trabajos, normalmente en granjas o trabajos de construcción o arreglos en la casa, aunque también encontraremos a personas que solo buscan una au pair, alguien que juegue con sus hijos o que saque a sus perros a pasear.

La diferencia entre este tipo de voluntariado, mucho más libre y personal, y el voluntariado «oficial» es que aquí nosotros tenemos que encargarnos de todo, buscar el sitio donde queramos irnos, encontrar un host o persona de acogida en ese sitio, hablar con él y negociar personalmente todos los pormenores de nuestro acuerdo (horas de trabajo a la semana, comidas, tipo de habitación, transporte, estancia…), además de tener que pagarnos el viaje de ida y vuelta. El host solo pondrá su casa y su comida, aunque puede ayudarnos con muchas más cosas, pero eso ya dependerá de lo que esté dispuesto a hacer, o lo que se nos pida a cambio.

Lo primero que debemos hacer es inscribirnos como voluntarios en la página de Workaway, lo que nos costará 20 euros si vamos solos o 29 euros si vamos en pareja con nuestro/a novio/a, hermano, amigo… Este precio nos permitirá disfrutar de la membresía plus en el sitio por un tiempo de dos años, durante los cuales podremos contactar con cualquier host o con otros voluntarios, para cerrar nuestros viajes, charlar con otros que ya hayan estado alojados con ese host, ver su valoración, poder valorarlo también nosotros una vez finalice nuestra estancia.

Workaway nos ofrece estancias en casi todos los países del mundo a cambio de trabajo. No se trata de esclavismo, ni mucho menos, sino de echar una mano a alguien que lo necesite a cambio de algo que nosotros necesitamos. Los que lo han probado asegura que es toda una experiencia ciertamente enriquecedora, que te permite conocer lugares, culturas y aprender idiomas sin gastarte un dineral, y vivir a tu aire, disfrutando en la mayoría de los casos de la naturaleza, en parajes increíbles.

Un comentario en “Workaway, trabajar de voluntario y viajar por todo el mundo

  • el julio 30, 2017 a las 11:28 pm
    Permalink

    Hola mi nombre es Jaime y soy dueño de Hostal Las Delicias en Chile Vicuña- Valle de Elqui ( http://www.hostaldelciias.cl) y quisiera inscribirme para poder recibir voluntarios para que vengan a mi hostal.Hace varios días atrás envié una solicitud pero no he recibido respuesta.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este formulario recopila su nombre y correo electrónico para que podamos comunicarnos con usted. Consulte nuestra política de privacidad para más información. Doy mi consentimiento para que esta web recopile mi nombre y mi correo electrónico. *